¿Nos levantamos juntos?

Ha sido raro estar dos meses sin tener una revista de estas en mis manos para ver el producto final, analizar como quedaron los anuncios de mis clientes, calidad de impresión, etc. María nos ha sacudido hasta las entrañas. Hemos tenido que adaptarnos a nuevos modos de vida, en especial el modo de supervivencia, a tener que abrir nuestras mentes y corazones a nuevas oportunidades, nuevos caminos y para algunos embarcarnos a nuevos horizontes.

Pero de los golpes fuertes vienen nuevos comienzos y oportunidades. Después de 9/11 perdí el trabajo que adoraba, el que al momento me había permitido sobrepasar mis metas profesionales a temprana edad y viajar el mundo entero.  En aquel momento sentí mi mundo se venía abajo y en ese proceso de búsqueda interna descubrí mi propósito y comenzamos a publicar esta revista.

Han sido 15 años maravillosos, de mucho crecimiento personal, profesional y espiritual. Sobrepasamos las expectativas de la casa matriz, quienes originalmente pensaban estábamos locos por querer traer una franquicia americana a Puerto Rico, ¡y en español!, y nos convertimos rápidamente en la franquicia más grande a nivel nacional. Comenzamos la expo (calidad de vida) que fue un exitazo por diez años consecutivos. Lanzamos la red de descuentos Natural Health Network que nos llevó a años de expansión y abundancia. El mismo programa que sin darnos cuenta mantenía la operación de la revista porque ya en esos tiempos la economía tambaleaba, muchos negocios empezaban a cerrar y profesionales de la isla se unían a la diáspora. Y como tú sabes, son los anunciantes quienes sustentan esta revista para que pueda llegar GRATIS a tus manos y las de miles de personas cada mes.

Por suerte para el 2012, cuando estábamos en ‘las papas’ decidimos mudarnos al oeste. Para ese momento ya nuestros carros y algunas cuentas estaban saldas y con esa movida reducíamos nuestros gastos personales a una fracción, mientras vivíamos en el paraíso en la casita de nuestros sueños.

Pero allí vino el sueño de la escuela, Semillas, que hice realidad. Un proyecto de amor que me alejó un poco de la revista y mi comunidad holística de la isla y al final me dejó drenada física, mental, emocional y ¡económicamente!  Un proyecto con el cual pude comprobar que cuando nos salimos de balance nosotros mismos, todo a nuestro alrededor se derrumba.

Para ese entonces ya Luis, la cabeza pensante de este negocio (yo soy la creativa) me había dado alerta roja que debía enfocarme full en la revista o dejarla ir.  Si yo no estaba comprometida al 100 por ciento con la revista, ¿cómo podía esperar que los anunciantes quisieran estar también? ¡Todo es energía!  Esto no era nada nuevo para mí, solo que ahora me tocaba experimentar toda aquella teoría que había aprendido. Entonces salí de todos los demás proyectos y decidí enfocarme en levantar la revista, envolverme denuevo en la comunidad y comenzar a planificar la añorada Expo para el 2018. Mas con una economía ya quebrantada y las redes sociales ganándonos el mercado, no era tarea fácil. Y entonces… María.

Algunas personas me han preguntado sobre el Go Fund Me a nuestro nombre que han visto en las revistas Natural Awakenings de los Estados Unidos. Este fue creado por un grupo de Publishers de NA en EU. Al principio nos sentimos incómodos pues quienes nos conocen saben que somos unos givers y se nos hace difícil recibir (temita que, BTW, trabajé profundamente en el último taller de Tony Robbins que participé hace unas semanas). Nosotros no perdimos nuestra casa pero en un abrir y cerrar de ojos el futuro de nuestro proyecto de amor y sustento (que al final ya no lo era) entraba en un estado durmiente ante la situación del país. Mas ellos ya sabían exactamente lo que estábamos pasando. Habíamos tenido nuestra reunión anual de editores de NA en mayo de este año y conocían el estado económico actual de NAPR. Sabían que a menos que un milagro ocurriera en la economía de la isla o que lográramos manifestar abundancia, el futuro de NA, y de nuestra familia que la había estado sustentando, era incierto y que la única razón por la que aún existía era por el amor y la pasión que tenemos en este proyecto que consideramos nuestra misión de vida. Como editores de NA saben la importancia y relevancia que tiene nuestro medio en el mundo hoy día, es justo y necesario en estos tiempos tener medios con buena vibra y buenas noticias, que nos inspiren a vivir vidas más balanceadas, que nos eduquen sobre salud y la importancia de cuidarnos a nosotros y nuestro planeta.

De primera instancia queríamos el dinero recaudado para imprimir en noviembre una edición donde pudiéramos anunciar sin costo a toda la gente q estaba operando en nuestra industria, para ayudar a la comunidad natural a levantarse ya que en estos tiempos vivimos como en los tiempos de antes que necesitamos la prensa escrita porque no todo el mundo tiene teléfono o internet para comunicarse. Pero el reto era conseguir a la gente, salir a la calle, etc. etc. Y como te dicen antes de despegar en los aviones, ponte tú la máscara primero.  ¿Cómo pretender usar ese dinero para seguir dando si no teníamos para mantenernos a nosotros porque habíamos agotado nuestras reservas manteniendo al revista a flote?

Decidí, con pena en mi alma, venirme a Estados Unidos con la intención de poder trabajar desde acá que tengo comunicación para tratar de dar con nuestra gente, para poder conseguir algunos guisos con revistas hermanas para poder sostener la familia y poder mantener el sueño NAPR vivo de alguna manera.  Tengo la bendición de haber sido acogida con mis nenes en casa de una muy especial y querida amiga y tengo la dicha de estar presente para cuidar a sus hijos en estos meses tan importantes luego de su partida. Acá los nenes no pagan escuela así que es un mega ahorro adicional al mes en lo q arrancamos. Luis sigue en Puerto Rico pues allá esta nuestro hogar, los perros y nuestra hija que quiso quedarse. No es fácil estar apartados pero sabemos que todo es temporero y que hay algo más grande por venir que aun no podemos ver pero llegará.

Muchas veces al releer lo que escribo me pregunto ¡Diantre, ¿por qué comparto todo esto? Luego recuerdo que cada vez que lo hago es porque hay alguien allá afuera pasando por lo mismo y necesita escucharlo y saber que no esta sol@. Se que somos muchos pasando momentos difíciles físicos, emocionales, mentales y económicos pero vamos a salir de esto, mas fuertes…como el fénix que se levanta de las cenizas del fuego. Quiero compartir unas afirmaciones que creamos. Córtalas, compártela (esta también en nuestra página en Facebook), léela en voz alta cada día y juntos manifestemos una nueva isla, una nueva vida renovada, abundante y feliz.

Nos estamos preparando para imprimir la guía anual a fines de enero. Queremos seguir de pie, publicando en Puerto Rico y llegando a tus manos mes tras mes. ¿Cómo puedes ayudarnos a mantener este sueño vivo? Apoya a nuestros anunciantes que son quienes hacen que esta revista llegue a tus manos, anúnciate con nosotros si tienes negocio o práctica, si te encanta esta revista y la quieres ayudar (y tienes los recursos) haz tu aportación a nuestro Go Fund Me o compártelo con tus amistades de afuera que estén buscando como ayudar a gente de acá a echar pa’lante.

Síguenos en nuestra página de Facebook/NaturalAwakenings PuertoRico para más artículos. La edición completa de diciembre estará disponible digital en inglés la semana entrante.

¡Hasta la próxima! Les envío con mucho amor,

Share
 

 
 
previous next
X